El Senado aprobó ayer el proyecto de ley que establece un mecanismo de actualización semestral de las asignaciones familiares tras un debate en el que, a pesar del amplio consenso que tuvo la iniciativa, quedaron al desnudo la fuerte división entre oficialismo y oposición en torno a la situación social del país, los índices oficiales y el resultado de las políticas sociales de las administraciones kirchneristas.

La campaña electoral también irrumpió en el recinto del Senado en forma de intolerancia, cuando en el cierre del debate un grupo de personas interrumpió a los gritos desde los palcos a Gabriela Michetti (Pro-Capital). “Las asignaciones en la Capital están congeladas hace tres años, caradura”, le enrostró a la candidata a vicepresidenta del jefe de gobierno porteño Mauricio Macri una persona que fue identificada como Rubén Berguier, secretario gremial de la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) y que fue retirado del recinto por pedido del vicepresidente Amado Boudou.

Aprobó el Senado la actualización de la Asignación por HijoEl proyecto fue votado en general por abrumadora mayoría de 61 votos a favor y la solitaria abstención de la cordobesa Norma Morandini, quien tomó ese camino para no rechazar una medida como la Asignación Universal por Hijo, pero tampoco convalidar los “atropellos del Poder Ejecutivo” sobre el Poder Legislativo.

El frío número de la votación oculta la profunda brecha que dejó el debate en torno a las políticas económicas y sociales implementadas por el kirchnerismo y sus resultados al cabo de doce años de gestión.

El debate lo abrió la peronista disidente Liliana Negre de Alonso al afirmar que Cristina Kirchner fracasó en alcanzar los objetivos que se fijó en el decreto de necesidad y urgencia con el que creó la Asignación Universal por Hijo. “No vemos que el Gobierno haya realmente tomado medidas urgentes y de shock para superar lo que es hoy la grave situación de desempleo y de pobreza en la República Argentina”, sentenció”.

REACCIÓN AIRADA
Esto provocó la reacción de la oficialista María Higonet (La Pampa), quien salió al cruce de las afirmaciones de Negre de Alonso, en particular de las estadísticas de pobreza y desempleo manejadas por la oposición.

Es que el eje del debate se centró en las quejas de los senadores opositores de las provincias del Norte por el diferencial un 30% superior que el proyecto establece para los beneficios en la región patagónica. “Cuando vemos el mapa del país con datos de pobreza de niños y adolescentes del Censo 2010, tenemos en provincias del Norte promedios del 25% frente a 1,7% de Santa Cruz y 9,9% de Neuquén”, afirmó el jefe de la bancada radical, Gerardo Morales (UCR-Jujuy), quien concluyó que “es muy injusto que la Patagonia tenga un 30% más y las provincias del Norte no lo tengan”.

El proyecto, que ahora deberá tratar la Cámara de Diputados, establece que se aplicará la misma fórmula que se usa para las jubilaciones para la actualización, en marzo y en septiembre, de las asignaciones familiares, incluidos la Asignación Universal por Hijo y por embarazos, beneficios creados por decreto por la administración kirchnerista.

Fuente: lanacion.com.ar

Noticias Relacionadas:

Compartir no cuesta nada...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn