Tras otro procesamiento, Carrió y Cobos, entre otros, le reclamaron a la Presidenta que lo separe del Gobierno. Y la acusaron de “obstaculizar a la Justicia”. El vice viajará hoy a México.

El nuevo procesamiento del vicepresidente Amado Boudou, ahora en el marco de la causa por la inscripción de un auto con papeles falsos, renovó las críticas de la oposición hacia la Presidenta Cristina Fernandez de Kirchner por “protegerlo” y mantenerlo en su cargo.

El ex vicepresidente Julio Cobos le imputó a Cristina ordenar un“camino de protección y de obstáculo a la Justicia” en beneficio de Boudou, y le reclamó que “no ha expresado ni media palabra” sobre la situación del vice. “Ella se expresa diciéndole: ‘andá al acto del 9 de Julio, demorá tal viaje, andá al Senado’, cosa que no sólo irrita a los senadores, sino que pone en una situación incómoda a los funcionarios y legisladores oficialistas y produce indignación en la sociedad argentina”, dijo en declaraciones a Radio Mitre el ex gobernador mendocino.

Por su parte, el senador Luis Juez, del Frente Cívico, también criticó a la Presidenta. “Nunca hay argumentos para sostener a un delincuente en un cargo público”, declaró y con su característico sentido del humor agregó: “Ni un auto usado le podemos comprar a Boudou. Miren el vicepresidente que tenemos. Un espanto. Uno es en su vida privada como es en la vida pública ¿Por qué uno tiene que ser distinto?”.

A su vez, reiteró el pedido para que el Vicepresidente tome licencia y permita que la Justicia avance con esta investigación y en la causa Ciccone, en la que también se encuentra procesado por mal desempeño de sus funciones. “Estos también son motivos que uno podría exhibirle a la presidenta para decir ‘ya está, ya está, no nos demos todos los gustos en la vida’. ¿Cuántos procesamientos estamos dispuestos a tolerar para soltarle la mano al vicepresidente? ¿Cuánto desgaste más a las instituciones? ¿Cuánta vergüenza más tenemos que comernos todos los argentinos? Porque este no es un problema para el Frente para la Victoria, es un problema de la Argentina”, concluyó.

La diputada nacional Elisa Carrió tampoco se quedó callada y cuestionó duramente a la Presidenta al acusarla de “sostener a un delincuente presidiendo la nación cuando ella no está”. Además señaló que ante estas situaciones se está más cerca de un juicio político contra los funcionarios por poner en riesgo al gobierno democrático.

Fuente: clarin.com

Noticias Relacionadas:

Compartir no cuesta nada...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn