En menos de un mes, el próximo 10 de julio, se cumplirán con exactitud los 150 años de existencia de la organización empresaria más antigua del país, la Sociedad Rural Argentina (SRA). De todos modos, los festejos de los productores agrupados en dicha entidad comenzaron hace rato, con la realización de once asados regionales de los que participaron muchos políticos y hasta la vicepresidente Gabriela Michetti. Para el plato fuerte habrá que esperar hasta fin de ese mes: luego de varios años de dura confrontación entre el campo y el gobierno de los Kirchner, Mauricio Macri prometió volver a participar como Presidente de la tradicional Exposición Rural de Palermo.

La extensa celebración comenzó con varios costillares al asador en Comodoro Rivadavia (Chubut), a principios de abril. Luego los asados de la Rural se sucedieron en Villa María (Córdoba), Lobos (Buenos Aires), Realicó (La Pampa), Santa Fe, Paraná (Entre Ríos), Salta y Corrientes. La ronda terminará el próximo fin de semana en Chaco. El jueves, sin embargo, habrá una cita previa con las brazas en una zona eminentemente ganadera, Azul, nuevamente en territorio bonaerense.

La Rural de festejo: once asados para celebrar 150 años de historia y el final del kirchnerismoTodos estos asados han sido para varios cientos de personas y se desarrollaron en un clima festivo, no solo por los 150 años que pasaron desde el nacimiento de la organización agropecuaria sino, y sobre todo, por el nuevo contexto político y económico que se abrió luego de la derrota del Frente para la Victoria en las elecciones de fines de 2015. Luis Miguel Etchevehere, el presidente de la SRA y un crítico feroz de las gestiones de Néstor y Cristina Kirchner, no disimuló la alegría que embarga a este grupo de productores en ninguno de sus discursos. Este sábado en Corrientes, por ejemplo, se mostró “convencido y agradecido del momento que nos toca vivir, de ser un puente, todos nosotros, entre la realidad que tuvimos que vivir hasta hace unos meses y el futuro que nos espera”.

Según el dirigente rural, que el año pasado en Palermo pronunció un durísimo discurso en el que sin rodeos llamó a votar en contra el ex candidato Daniel Scioli y a favor de la oposición, lo que percibió en esta recorrida por las diferentes regiones del país es “un convencimiento de que esta actividad va a tener un resurgimiento a la altura de la importancia que tiene el campo en la economía del país y que va a generar más de un millón de puestos de trabajo en 5 o 6 años en todas las provincias donde producimos”.

Muchos funcionarios y políticos que quizás hasta hace unos meses, bajo la gestión de Cristina Kirchner, esquivaban las invitaciones de la Sociedad Rural comparten que el escenario político ha cambiado. De algunos asados participaron los gobernadores peronistas de Salta, Juan Manuel Urtubey; y de Entre Ríos, Gustavo Bordet. En Santa Fe, en tanto, se acercó el socialista Miguel Lifschitz. En términos políticos, el asado de mayor lustre es el que se produjo semanas atrás en el pago chico de Etchevehere, Paraná, pues hasta allí se corrió (vestida con atuendos gauchescos) nada menos que la vicepresidente Michetti.

Mucha agua pasó debajo del puente de la historia argentina desde que el 10 de julio de 1866, un grupo de encumbrados ganaderos decidió fundar la Sociedad Rural Argentina. Sus primeros directivos fueron Eduardo Olivera y José Martínez de Hoz, y en su estatuto original se proponía como objetivos: “Velar por el patrimonio agropecuario del país y fomentar su desarrollo tanto en sus riquezas naturales, como en las incorporadas por el esfuerzo de sus pobladores; promover el arraigo y la estabilidad del hombre en el campo y el mejoramiento de la vida rural en todos sus aspectos; coadyuvar al perfeccionamiento de las técnicas, los métodos y los procedimientos aplicables a las tareas rurales y al desarrollo y adelanto de las industrias complementarias y derivadas, y asumir la más eficaz defensa de los intereses agropecuarios”.

Los actos de celebración de los 150 años de esta tradicional organización alcanzará su pico en el acto oficial de la Exposición de Palermo. La muestra se realizará entre el 16 al 31 de julio, en coincidencia con las vacaciones de invierno, y será inaugurada el sábado 30, por la mañana. Al lado de un Etchevehere mucho más optimista que el de otras ediciones volverá a ubicarse Macri, pero ya no como jefe del gobierno porteño sino -como le gustaba decir a Cristina-, en su nuevo papel de “presidente de los 40 millones de argentinos”.

Fuente: clarin.com

Noticias Relacionadas:

Compartir no cuesta nada...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn