Se trata de Armando Niz y Luis Miño, quienes estaban a cargo de la seguridad el día del trágico deceso en Le Parc.

Los custodios que estaban de turno el día en que se presume que murió el fiscal Alberto Nisman fueron pasados a disponibilidad preventiva en la Policía Federal. Se trata del suboficial superior Armando Niz y del sargento Luis Miño, los agentes que trabajaban para la División Seguridad y Custodia del Ministerio Público y Fiscal y Defensa de la Nación y se encontraban afectados a la seguridad del fiscal el domingo en el que apareció muerto, confirmaron fuentes oficiales.

Ambos efectivos habían sido sumariados la semana pasada por irregularidades a la hora de reportar la falta de respuestas del fiscal el día de su muerte, al tiempo que luego exhibieron contradicciones al declarar ante la fiscal Viviana Fein respecto de los horarios y lugares en que se encontraban aquella jornada.

Una de las contradicciones es acerca del lugar en el que estacionaron el auto: Miño indicó que permanecieron en el estacionamiento ubicado “en el subsuelo”, mientras que Niz aseguró que lo hicieron “estacionamiento de cortesía” del complejo Le Parc.

Tras ello, también surgieron diferencias en los relatos respecto de las acciones que llevaron adelante luego de no poder ubicar telefónicamente al fiscal: mientras Niz aseguró que a las 14.30 tocaron el timbre del departamento, Miño informó que lo hicieron recién a las 17.

La Superintendencia de Asuntos Internos de la Policía Federal, a cargo de la comisario general Mabel Franco, quien acaba de reincorporarse tras una licencia, fue la encargada de llevar a acabo las actuaciones.

En forma paralela a la muerte del fiscal, la fuerza se encargará de investigar el accionar del resto de los integrantes de la custodia de Nisman, también sumariados, en general para determinar su accionar el día en que el funcionario judicial fue descubierto con un tiro en la cabeza en su departamento de Puerto Madero.

En paralelo, la fiscal Viviana Fein confirmó que no se realizará una nueva autopsia al cuerpo del fiscal Nisman, por lo que los restos serán entregados hoy a su familia para ser inhumados mañana en el Cementerio Israelita de Tablada.

Luego de que la ex esposa del fiscal, la jueza federal Sandra Arroyo Salgado —que es querellante en la causa—, notificara que no solicitará una nueva autopsia “y ante el requerimiento de la propia familia de Nisman, Fein dispondrá la entrega del cuerpo del fallecido representante del Ministerio Público”, indicó un comunicado oficial de la Fiscalía.

En tanto, la Agencia Judía de Noticias (AJN) consignó que “los restos del titular de la Unidad Fiscal Especial de Investigación serán entregados el miércoles a su familia” y el velatorio se realizará desde el mediodía en O Higgins 2842, en el barrio porteño de Núñez, para lo cual en las redes sociales se convocaba a acompañar.

Se precisó, además, sobre la base de fuentes comunitarias, que los restos de Nisman serán enterrados mañana en el Cementerio Israelita de Tablada, es decir once días después de que fuera encontrado sin vida en el baño de su departamento en Puerto Madero junto a un arma calibre 22.

Respecto de la actividad que se cumple en la Fiscalía Criminal de Instrucción 45, Fein aclaró que “se están tomando declaraciones testimoniales a allegados de Nisman” así “como a personal de seguridad del complejo Le Parc y a integrantes del equipo de la UFI-Amia”.

Armas y documentos. Durante la jornada, además, se llevó a cabo un nuevo allanamiento en el departamento del fallecido fiscal, en busca, entre otras cosas, de las armas que figuran registradas a su nombre y documentación que pueda estar vinculada a ellas (ver aparte).

La fiscal dispuso además una serie de medidas “que no serán difundidas para no interferir con la investigación”, mientras aguarda que Arroyo Salgado, quien el lunes pasado completó su declaración testimonial, ofrezca un perito de parte. Por este motivo y hasta tanto no se cumpla esa designación, Fein decidió no concurrir “a la sede de la División Apoyo Tecnológico de la Policía Federal como estaba previsto” para revisar el “material de comunicaciones objeto de peritajes”.

También, “ante trascendidos que indicaban que la jueza Fabiana Palmaghini se haría cargo del expediente”, la fiscal Fein informó que “continúa a cargo de la investigación” de la muerte de Nisman.

En tanto, la procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó, postergó para hoy y mañana las reuniones que iba a desarrollar ayer con deudos del atentado a la Ama y representantes de la comunidad judeo argentina para analizar al reemplazante de Alberto Nisman al frente de la UFI.

En rigor, las reuniones se iban a desarrollar ayer, durante toda la jornada, en la calle Perón 667, pero hubo un pedido de la Daia y la Amia para postergar el encuentro porque querían analizar en detalle los anuncios hechos por la presidenta, precisaron los voceros.

Este serie de reuniones fueron promovidas por Gils Carbó para consensuar los nombres de los fiscales del cuerpo colegiado que reemplazará a Nisman.

Fuentes de la Procuración señalaron que la primera reunión programada será a las 10 con la agrupación 18J.

Fuente: lacapital.com.ar

Noticias Relacionadas:

Compartir no cuesta nada...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn